DUERME SIN PASTILLAS (Medicina Basada en la Evidencia)

Clínica Alevia dormir sin pastillas

DUERME SIN PASTILLAS (Medicina Basada en la Evidencia)

¡Pepe, Pepe, despierta!
Y le dice el marido:
¡Qué! ¡Qué quieres!
Y dice la mujer:
¡Que se te han olvidado las pastillas para dormir!

En 1996, un Grupo de Evaluación  del NIH  ( Instituto Nacional de Salud) en EEUU examinó de forma exahustiva  las investigaciones existentes en ese momento y concluyó que  varias técnicas no farmacológicas, en especial la relajación y el biofeedback, producían  mejoras  en algunos aspectos del sueño  sin poder concluir si la magnitud de la mejora en  el inicio del sueño y tiempo total de sueño eran clínicamente significativos. En 1998, la Academia Americana de Medicina del Sueño recomienda el biofeedback junto con relajación muscular progresiva para el insomnio después de revisar la calidad de la investigación,  fue calificado como “probablemente eficaz”, junto con la restricción del sueño y la terapia cognitivo-conductual (Morin et al. 1998).  Algunos autores  como Hauri, Percy, Hellekson, Hartmann, y Russ (1982) utilizaron  el Neurofeedback y actuaron  sobre los ritmos  theta y SMR  de la actividad eléctrica cerebral basándose  en  características personales de los pacientes  como la presencia de tensión muscular  y ansiedad obteniendo resultados interesantes. En una actualización de la  Asociación Americana de Medicina del Sueño en 2006, un grupo de trabajo de expertos en el tema realizaron  una revisión exhaustiva de la literatura científica desde 1999 y para calificar la evidencia con respecto a los tratamientos no farmacológicos de insomnio (Morgenthaler et al., 2006).  Mediante métodos basados ​​en la evidencia  y en base a esta revisión se desarrollaron una serie de recomendaciones donde se reflejaba que  las intervenciones psicológicas y conductuales (biofeedback) son eficaces en el tratamiento del insomnio crónico primario y el insomnio secundario.

En una revisión posterior pero similar por Morin , Jarvis , y Lynch ( 2007 ) , se  estudiaron las opciones terapéuticas para  un insomnio de mantenimiento y otro de inicio publicados  entre enero de 1996 y enero de 2006 que  incluían  control de estímulos , higiene del sueño , restricción del sueño , técnicas de relajación , biofeedback, y la terapia cognitivo-conductual. Concluyeron  que estrategias de comportamiento como el biofeedback han demostrado en numerosos estudios su clara utilidad. Se recomiendan estas estrategias cuando los medicamentos no están indicados o no son aceptados por el paciente , como un  alternativa de la medicación, o como terapia individual en insomnio leve a corto plazo.

En Clínica Alevia dormir sin pastillas y recuperar el sueño natural que se perdió en algún momento de la vida es posible.

Sin comentarios

Post A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies